Día 1: España- Keflavík

Area de alojamiento: Alojamiento en la zona Reykjavik.

Saldréis desde España, bien en vuelo directo o bien en vuelos con escala en aeropuertos de Europa. Si durante los meses de verano os decidís por un vuelo directo desde España, llegaréis a Islandia en la madrugada del segundo día, así que, os recomendamos recoger el coche de alquiler en el aeropuerto e ir directamente al hotel a dormir. En el camino desde el aeropuerto gozaréis de la maravillosa luz del sol de medianoche.

Si por lo contrario llegáis a Islandia por la tarde en un vuelo con escalas, podéis pasar por La Laguna Azul de camino al hotel en Reykjavik.

Tras registraros en el hotel, tendréis el resto del día libre para explorar Reykjavik a vuestro aire.

En el colorido y compacto centro de la ciudad, y a pocos minutos a pie, existe una gran variedad de pequeñas tiendas, cafés y museos que atraen a visitantes de todas las edades.

El centro de la capital también cuenta con numerosos restaurantes que ofrecen menús para todo tipo de gustos, desde pizzas, pastas y hamburguesas a mariscos, filetes y platos internacionales.

Laguna Azul

Laguna Azul

Este spa geotérmico es una de las atracciones más visitadas en Islandia. Su ubicación entre campos de lava, columnas de humo y chorros de vapor te harán sentir como en otro planeta. Es famosa mundialmente por las propiedades curativas de sus aguas geotermales.

Send this to a friend